martes, 15 de mayo de 2012

Fenómeno de la Niña

"FENÓMENO DE LA NIÑA"

  El fenómeno de la niña es un fenómeno climático, la cual, forma parte de un ciclo natural global en el clima.  Este fenómeno se desarrolla cuando la fase positiva de la "Oscilación del Sur" alcanza niveles significativos y se prolonga por varios meses, por ejemplo, en 1973, 1988, 1998.
  
Se caracteriza por:

  1. Disminución de la presión a nivel del mar en la región de Oceanía y aumento de la misma en el Pacífico tropical y subtropical junto a las costas de América del Sur y América Central.
  2. El aumento de la diferencia de presión entre la costa de América del Sur y Oceanía hace que los vientos alisios se intensifiquen, lo cual a su vez aumenta la eficiencia del proceso de surgencia de aguas profundas relativamente más frías a lo largo del Pacífico ecuatorial.
  3. Durante los eventos La Niña las aguas calientes en el Pacífico ecuatorial se concentran en la región junto a Oceanía y es sobre esta región donde se desarrolla la nubosidad y la precipitación más intensa.
¿CÓMO FUE LA PRECIPITACIÓN ANUAL EN SANTIAGO EN AQUELLOS AÑOS DE LA NIÑA?

   Año   Precipitación (mm)
1904687.0
1908202.0
1910270.0
1916225.3
192466.3
1928340.6
1938202.0
1950292.7
1955193.8
1964186.4
1970327.7
1973172.1
1975184.3
1988139.6
1995172.5
199889.3
  Cada ciertos años se presentan condiciones oceánicas frías en el Pacífico ecuatorial y costas del norte de Chile, Perú, Ecuador y Colombia, manifestando la presencia de un Fenómeno La Niña asociado a procesos intensos de surgencia. Esto provoca que las condiciones de temperatura del aire sean más frías, entre 1 y 2 ºC por debajo del promedio en la costa norte de Chile, durante el período en que La Niña presenta su máxima intensidad. La parte sur y austral de Chile, no experimenta grandes cambios desde el punto de vista térmico. La precipitación es el elemento climático más afectado. En el país, desde la VIII región (Los Ángeles) al norte, aparece un déficit de lluvias importante que predomina gran parte del año. Específicamente, la región central de Chile, entre la V y la VII Región, ha experimentado una disminución de la pluviometría de hasta un 79%, con consecuencias catastróficas en algunos sectores económicos del país, tales como el sector agrícola (secano costero), ganadero, energético (disminución de recursos hidroeléctricos) y minero.

Fuentes: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada